Cómo encontrar más opciones para resolver tu estancamiento

Me escribió hace tiempo una persona preguntado justo eso, cómo encontrar más opciones para resolver su estancamiento.

Y aquí tienes mi respuesta…

Normalmente encontrar más opciones lo que va a hacer es estancarte más. 

Ya he hablado alguna vez de un famoso experimento que se hizo con mermeladas en el que en el puesto donde se ofrecían más mermeladas se compraba menos porque la gente acaba agobiada por las opciones y tenía mucho mejores resultados un puesto con menos variedades.

Así que, en general, para resolver tu estancamiento no necesitas más opciones sino menos.

Necesitas conocerte mejor y concretar mucho más lo que quieres.

Pero hay otra opción..

Una opción en la que tener más opciones sí es útil…

Y me refiero a considerar opciones que hasta ahora tú no habías tenido en cuenta. Por decirlo de alguna manera, abrirte más opciones mentales.

Porque muy frecuentemente solemos pensar en blanco/negro y somos bastante cuadrados.

O es esto o es lo otro.

Y a mi siempre me ha gustado añadir  ¿y si hubiera más opciones? ¿Y si pudieras combinar esto y lo otro?

Es una pregunta que uso muchísimo con mis clientes y en mi propia vida:

 

¿Cómo puedes combinar ambas cosas?

 

Está claro que no siempre se puede, pero ya solo pensar así hará que tu creatividad encuentre otras alternativas que pueden ayudarte a salir del estancamiento.

Por ejemplo, hace poco leía en Facebook a una de mis primeras coaches que había pasado un momento de estancamiento en su negocio y tenía (o mejor dicho, veía) dos opciones:

  • Hacer algo que le encantaba pero que no parecía tener mucho éxito.
  • Seguir haciendo lo que hacía y que ya no le entusiasmaba pero que sí le funcionaba muy bien.

Y sólo veía esas opciones.

Hasta que una coach amiga suya le hizo una pregunta genial:

 

¿Qué haría que lo que ya haces y sí funciona volviera a ser divertido y desafiante?2

 

Esa pregunta le dio un giro total a su estancamiento.

Porque muchas, muchas veces hay más opciones de las que podemos ver.

Así que ya sabes, en lugar de buscar más información u opciones, amplia tus opciones “mentales”, tu manera de pensar sobre la situación.

Pregúntate si estás asumiendo que las cosas tienen que ser así o si tienes una disposición más abierta.

Lo pensaba yo hace poco (respecto a algo que ahora no recuerdo) y llegaba  a la conclusión de que, por ejemplo, que a alguien le parezca mal algo no quiere decir que esté mal. Solo quiere decir que a esa persona le parece mal.

Y es una gran diferencia…

O, por ejemplo, en el libro de Murakami “De qué hablo cuando hablo de escribir” él comenta algo muy relacionado con esto de asumir ciertas cosas.

Comenta que se asume que un escritor es un artista, con lo que eso conlleva. Y que él no quiere ser un artista y dice: ¿Por qué un escritor tiene que ser o comportarse como un artista? ¿Quién lo ha decidido así?

Tú puedes hacer con tu vida lo que quieras y si, como en su caso, ser un artista te agobia y no serlo supone un gran alivio, entonces, no lo seas.

La cuestión es dejar de asumir cosas porque sí y empezar a preguntarte lo que te ayuda, te divierte, te hace sentir realizada, cómo podrías hacer lo que de verdad quieres hacer.

Abre la mente a nuevas opciones y deja de asumir por asumir  : )

Espero que te haya ayudado este artículo-reflexión. Cuéntame en los comentarios qué estás asumiendo o, mejor aún, qué pregunta te vas a hacer para resolver tu estancamiento.

 

————————————–

La Dra. Aida Baida Gil, coach certificada y fundadora de www.coachdelaprofesional.com se dedica a ayudar a las mujeres profesionales que se sienten estancadas o insatisfechas y que están listas para avanzar profesionalmente, establecerse por su cuenta o redirigir su carrera.

Read more