Sentado frente al computador

5 consejos para cuidar tu salud en la oficina

Considerando que la jornada laboral dura ocho horas, para muchos esto significa pasar la mayor parte del día sentado frente al computador en la misma postura. Paulatinamente y sin darnos cuenta,  esto se traduce en distintos síntomas y afecciones, tanto en la espalda como en la visión, que interfieren con el trabajo, disminuyen la eficiencia y sobre todo, perjudican nuestra salud. Por ello, el traumatólogo de Centros Médicos Vidaintegra, Dr. León Raposo, entrega recomendaciones para evitar estas molestias y explica cuáles son los riesgos de ignorarlas.

En Chile, un 86,7% de la población es sedentaria, un indicador que ha ido en aumento y cuyas consecuencias ponen en riesgo la salud de las personas. Para alguien que trabaja todo el día sentado frente al computador, el peligro de adquirir esta costumbre es mayor, ya que su nivel de actividad física disminuye y se mantiene en la misma posición durante gran parte de la jornada.

Aunque cualquier zona del sistema musculo esquelético puede presentar dolor después de ser sometida a sobrecargas durante el trabajo, las más comunes son el cuello, la espalda y las extremidades superiores. “Cuando la postura es inadecuada durante un tiempo prolongado, pueden aparecer cuadros complejos como tendinitis o el Síndrome Miofascial, en el cual se generan puntos de gatillo o de dolor en diferentes lugares del tronco o extremidades”, explica el traumatólogo de Centros Médicos Vidaintegra, Dr. León Raposo.

El tratamiento para estos pacientes debe considerar medicamentos, férulas y kinesioterapia. No obstante, lo más importante es modificar los factores biomecánicos que influyen en el origen de estas dolencias, como mejorar la postura al trabajar frente al computador. “Si no nos preocupamos de este elemento, los malestares tenderán a la cronicidad y luego es más difícil recuperarse”, aclara el especialista.

Los ojos también se cansan

Junto con los músculos, existen otras partes de nuestro organismo que sufren con una rutina sedentaria. Aunque el riesgo directo para la salud ocular no está demostrado, al estar varias horas mirando el computador, “se pueden presentar molestias en los ojos por el cansancio visual y eso se podría traducir en cefaleas e incluso insomnios”, agrega el oftalmólogo de Centros Médicos Vidaintegra, Dr. Antonio Cornejo.

Ante cualquiera de estas molestias o la sospecha de que se está perjudicando la visión, se debe visitar un especialista y “descartar un defecto de refracción y la necesidad de anteojos”, advierte el Dr. Cornejo.

Simples cambios que hacen la diferencia

Para prevenir estos síntomas y patologías, tanto en el sistema musculo esquelético como en la visión, los especialistas de Centros Médicos Vidaintegra entregan las siguientes recomendaciones que se pueden aplicar en la oficina y cuidar nuestra salud:

 

  1. PARPADEAR:Frente al computador, se tiende a disminuir la frecuencia con la cual se parpadea y los ojos sufren de sequedad.
  2. MIRAR HACIA OTRA PARTE: Alternar la visión de pantalla con una visión de distancia, lo cual relaja la acomodación y descansa la vista. Cada 30 minutos, mirar 30 segundos hacia el fondo del recinto.
  3. LA SILLA IDEAL: Debe tener un respaldo estable que permita apoyar la espalda cómodamente durante la jornada laboral y a una altura adecuada para apoyar los antebrazos en el escritorio.
  4. ALTURA DE LA PANTALLA: Deben estar idealmente frente a la persona que lo está usando, a la altura de sus ojos, y no en zonas laterales que obliguen a trabajar con rotación del cuerpo.
  5. BREVE DESCANSO: Hacer pausas durante el trabajo, en las que nos ponernos de pie, y realizamos ejercicios para mover la musculatura de la columna, cuello y extremidades.

 

Photo by bruce mars from Pexels

Read more

Tips para proteger los ojos del sol este verano

Antes de pasar tiempo al aire libre, hay dos cosas que no se pueden olvidar: aplicar protector y usar buenos lentes de sol. Es que en esta temporada, el incremento de la radiación solar es el peor enemigo para los ojos, provocando daños irreversibles en la visión y en los párpados. El oftalmólogo de Clínica Vespucio, Dr. Francisco Alonso, entrega recomendaciones para elegir anteojos que protejan esta delicada zona y explica los riesgos que existen si es que no se toman en consideración estos importantes detalles.

Ya sea en la playa, en la piscina o caminando por la calle. Durante el verano la exposición al sol parece inevitable y sus efectos adversos no sólo se pueden notar en la piel sino también en los ojos.

“La radiación ultravioleta causa daños en distintas estructuras del globo ocular, llegando de forma directa e indirecta, al reflejarse como un espejo en superficies como la arena, el agua y la nieve”, explica el oftalmólogo de Clínica Vespucio, Dr. Francisco Alonso.

De acuerdo a lo señalado por el especialista, las personas se deben proteger los ojos durante todo el año. Sin embargo, hay situaciones -como la exposición al sol en la playa- en las que debemos ser aún más cuidadosos. “Lo mismo ocurre cuando vamos a la montaña; la altura aumenta el riesgo y es común encontrarse con pacientes que sufren de queratitis actínicas o inflamación de la córnea, muy dolorosas y evitables con anteojos de buena calidad”, asegura el oftalmólogo.

¿Cómo elegir los lentes de sol correctos?

Es importante usar anteojos de sol que tengan una buena cobertura frontal y lateral. ElDr. Alonso aclara que si el lente es más o menos oscuro no guarda relación directa con el filtro UV y su capacidad protectora.“Para condiciones extremas –como la altura, la nieve y la playa- se recomiendan lentes espejados, polarizados y más curvos para que protejan mejor los costados”, afirma el especialista.

Además, debemos fijarnos en que tengan protección contra los rayos ultravioleta (UV). “Generalmente, los lentes tienen un instructivo con sus características y recomendaciones de uso, pues dependiendo de la actividad que realicemos y del riesgo que ésta tenga, hay distintas recomendaciones de filtro UV”, explica el doctor Alonso. Enactividades de mayor exposición se requerirá mayor filtro.

Problemas oculares a los que nos podemos ver expuestos

Si no protegemos nuestros ojos del sol, los riesgos van desde la pérdida de visión temporal hasta diversas patologías que, dependiendo de la gravedad de la exposición, pueden generar una lesión permanente. El oftalmólogo de Clínica Vespucio detalla las patologías que pueden surgir si no se toman las precaucione necesarias:

 

  • Queratitis actínicas (inflamación de la córnea).
  • Pterigión(crecimiento anormal de tejido de la conjuntiva, que es el tejido fino y transparente que cubre la superficie externa del ojo).
  • Catarata (nubosidad parcial o total del ojo).
  • Neoplasias conjuntivales (tumores).

 

 
Photo by Dominika Gregušová from Pexels https://www.pexels.com/photo/beautiful-blond-blonde-hair-countryside-478544/

Read more